Un instituto secular: ¡una respuesta a un llamado!

Un instituto secular es una forma de vida consagrada en la Iglesia que permite a hombres y mujeres de entregar su vida a Dios en respuesta a un llamado vocacional. Esta vocación está reconocida en la Iglesia desde 1947.

Tres condiciones son necesarias para que exista un instituto secular:

  1. el apostolado ;
  2. la consagración ;
  3. la secularidad.

El apostolado es la obra que deben realizar todos los cristianos en pro del Reino de Dios. Habiendo conocido el amor salvador de Jesucristo, cada bautizado anhela que toda persona tenga la misma experiencia de conversión para entregar toda su vida. En la vida del miembro de un instituto secular, esta conciencia es aún mayor y se vuelve la razón de ser de la vida.

La consagración es el acto por el cual el miembro de un instituto secular hace la donación total de su vida a Dios y a la misión. Respondiendo a un llamado personal del Señor, por la consagración, elige los consejos evangélicos como los medios más excelentes para vivir este don a Dios. Todo bautizado está llamado a encarnar los consejos evangélicos, dado que el Evangelio es para todos. Pero, algunas personas deciden dar un paso más definitivo y piden a la Iglesia reconocer esta entrega.

La secularidad es el hecho de vivir en el mundo, con el mundo, para ser fermento de Dios. Ejerciendo la profesión, asumiendo las responsabilidades familiares, profesionales, civiles y sociales, el miembro de un instituto secular descubre el mundo como su campo de misión.

Esta novedad en la Iglesia permite a los laicos vivir la radicalidad del Evangelio en el mundo, ejerciendo su profesión y estando atentos a responder a las oportunidades apostólicas que la vida cotidiana brinda.

En este mundo que camina muchas veces sin referencia al Evangelio, los miembros de los institutos seculares quieren unir la riqueza de su consagración a Dios y su presencia al mundo. Se comprometen a la castidad en el celibato; a una vida de pobreza que quiere ser camino de compartir con los más necesitados y una invitación a ofrecer su tiempo, su amistad y su profesionalismo a quien lo necesita; a una vida de obediencia que hace que estén atentos a los llamados del Espíritu en los acontecimientos de la vida.

Así, viviendo en el mundo, con el mundo, por el mundo, transformándolo desde dentro, siendo en él como fermento, sal y luz, hombres y mujeres miembros de los institutos seculares aceptan con generosidad la misión que Cristo encomendó a todos: llevar el Evangelio a todos los rincones de la tierra.

Acerca de ...

Una familia espiritual católico reconocido con una misión enraizada firmemente en las necesidades del mundo de hoy y la nueva evangelización. 

Síganos:

    

Contactos

Para obtener más información, póngase en contacto con nosotros:
  Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
  1+418-626-5882
1+418-624-2277
  C.P. 87731 Succ. Charlesbourg Québec (QC) Canada G1G 5W6

Découvrez aussi...

MRlogo